Naturaleza posible. Cabo Pulmo: el falso dilema entre desarrollo económico y preservación de la naturaleza

¿Qué modelo de desarrollo costero debería impulsar México? ¿Cuál nos dejaría más beneficios económicos a largo plazo? Las respuestas a estas dos preguntas parecen sencillas pero, en realidad, han generado uno de los más importantes debates en el país, en el que se confrontan dos visiones de lo que significa desarrollo humano. Por un lado, el modelo costero basado en grandes construcciones turísticas, impulsado a través de agencias gubernamentales o paraestatales. Por el otro, el modelo que las comunidades costeras —los habitantes de pequeños pueblos— están promoviendo y que se basa en la protección de los ecosistemas con la idea de promover actividades de ecoturismo. Con todo el capital natural que tiene México, el potencial para desarrollar el segundo modelo es inmenso, pero aún estamos lejos de tener una visión de largo plazo y de la voluntad política para detonar desde el Gobierno un cambio radical de desarrollo costero.

 

Este País | Leer nota